CLICK HERE FOR BLOGGER TEMPLATES AND MYSPACE LAYOUTS »

LA CALLE


Es una calle larga y silenciosa.
Ando en tinieblas y tropiezo y caigo
Y me levanto y piso con pies ciegos
Las piedras mudas y las hojas secas
Y alguien detrás de mí también las pisa:
Si me detengo, se detiene;
Si corro, corre. Vuelvo el rostro: nadie.
Todo esta oscuro y sin salida,

Y doy vueltas y vueltas en esquinas
Que dan siempre a la calle
Donde nadie me espera ni me sigue,
Donde yo sigo a un hombre que tropieza
Y se levanta y dice al verme: nadie.

Octavio Paz

4 comentarios:

Angelus dijo...

me encanta Octavio Paz, gracias por recordar estos versos, todo una delicia, muchos besos!!!

voy a crear un enlace de tu blog.

Zapatos mujer dijo...

Excelente este poema de Octavio Paz, como todas sus obras, muchas gracias!

turbo cordoba argentina dijo...

Hermoso poema, la vida misma.

turbo alimentador dijo...

Que lindo poema, corto y de bellas palabras.